28 septiembre 2020

Medalla al merito policial para la virgen y el ministro de Interior pecando en Ceúta y Melilla

El beatificado y
ultra católico ministro de Interior español, Jorge Fernández Díaz, firmó el
pasado 3 de febrero la Orden ministerial para conceder la Medalla de Oro al
Mérito Policial, con carácter honorifico, a la virgen María Santísima del Amor.
Una distinción propuesta por la cofradía del culto y procesión Nuestro Padre
Jesús el Rico y María Santísima del Amor.

La pasional argumentación
del siniestro ministro del Opus para dicha concesión reside en la “estrecha
colaboración” de la cofradía con la Policía Nacional, según dice “en actos
celebrados durante la Semana Santa”. Además el fúnebre titular de Interior
afirmó en su vergonzosa y medieval orden, reconocer valores con la agrupación
religiosa como la “dedicación”, el “desvelo”, la “solidaridad” y el “sacrificio”.

Con la que está
cayendo en la España de los sobres y la brutal corrupción gubernamental,
resultan cuanto menos surrealistas este tipo premios a una imagen inerte que
representa valores tétricos, lo más negro y siniestro de la ultraderecha.
Distinciones programadas por una banda de descerebrados, que están convirtiendo
al estado español en el hazmerreir del mundo mundial, siempre al amparo de la
superstición, del olor a velas quemadas de las iglesias del criminal
franquismo.


Este miserable y
retrogrado gobierno no reconoce los verdaderos sacrificios de todo un pueblo,
de millones de ciudadanos/as masacrados/as por sus asquerosas y neoliberales
políticas, donde más de 3 millones de niños/as viven bajo el umbral de la
pobreza, pasan hambre y sufren desnutrición.

Les importa una
mierda, mientras entregan sus medallas, que millones de familias sobrevivan sin
ingresos económicos, que 6 millones de ciudadanos/as no tengan trabajo y se
vean sin nada, contemplando alucinados/as como los miembros del régimen se
enriquecen y nutren de millones robados sus cuentas corrientes en Suiza.

La imagen del
constreñido egolatra de los silicios testiculares, colocando la medalla en el
pecho de la coronada imagen da repelús, vergüenza de vivir en un estado
supuestamente moderno, de tener un DNI donde dice que soy español por bemoles,
aunque no me sienta jamás parte de este montaje putrefacto, que solo sirve para
hacer millonarios/a a un bastardo club de sinvergüenzas.

El borreguero “Maidan”
del Partido Podrido no tiene límites, su cultura torera, cañí y hortera exalta
valores del reino de las bananas, de sus “particulares” ídolos de barro y vírgenes vestales,
diosas o maniquís con tricornio, vestidas de antidisturbios que golpean al
pueblo, que maltratan en sucias y putrefactas comisarías.

La cultura del
pelotazo fácil, del saqueo y la privatización de todo lo público, la marca
sanguinaria que define el atraco de los valores democráticos, el terrorismo de
estado contra toda persona que ejerza sus legítimos derechos constitucionales.

El NODO cotidiano
de esta banda organizada nos somete a un nuevo escarnio, la ridiculización de
la cotidianeidad, el surrealismo daliniano ante un pueblo que pasa hambre y lo
más grave es que no se mueren de vergüenza, pero claro es que no la tienen, la
perdieron entre sobres marrones, juergas con putas de lujo y recalificaciones
urbanísticas varias.

Esta premiada
virgen, distinguida por el prócer de las tracas y los golpes contra la
democracia representa lo más negro, la oscuridad, la represión, la defensa de los/as
no nacidos/as, de los corruptos banqueros, de las masacres en Ceuta y Melilla,
de las navajas que cortan la esperanza, de las balas de goma, de las pedradas
de la Guardia Civil contra la pobre gente que trata de saltar la valla alambrada,
la que corta con cuchillas asesinas el alma y las venas.

La vulgar patrona
de las ostias y los porrazos, la protectora de las pelotas de goma, que deja
tuertos/as a la buena gente que se manifiesta por un mundo mejor, la madrina de
la vergüenza de un estado entregado al ocio de destrozar vidas, de matarnos de
desazón, hambre y tristeza.

http://viajandoentrelatormenta.blogspot.com.es/


Síguenos y comparte:
error11
Tweet 20
fb-share-icon20